Escuela Lacaniana de Psicoanálisis del Campo Freudiano | Comunidad del País Vasco

Calendario de eventos

Hacia PIPOL 8 | Sede de Bilbao de la ELP
Jueves, 22 Junio 2017, 20:00
Contacto Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. | Tfno. 944239492; 672 44 67 67

pipol 8 logo 300

 

PRESENTACIÓN

Vivimos en la época del empuje-a-la norma y de su proliferación. La prueba son las batallas llevadas enérgicamente en Bélgica en muchos frentes desde hace tres años, réplicas de las iniciadas en Francia hace más de una década: contra una primera reglamentación estatal de los profesionales de salud mental, dirigida a ahogar la especificidad del psicoanálisis en el conjunto de las psicoterapias, contra aquella que desplegaba un plan autismo que arrasaba con la diversidad de prácticas clínicas en beneficio de métodos puramente ortopédicos y, finalmente, contra una nueva ley votada recientemente en el parlamento federal, que imponía en definitiva una sola psicoterapia de Estado, autoritaria, protocolizada, estandarizada y fundada sobre una nueva norma, la Práctica Basada en la Evidencia (Evidence-Based-Practice).

Los psicoanalistas no abordan el malestar como un trastorno mental reconocible y clasificable, sino por el síntoma. Freud se dio cuenta muy pronto, el síntoma es indomable, se desplaza, se trasforma.

La práctica de orientación analítica se interesa por lo inclasificable, por lo que escapa a cualquier tipo de norma, por lo incomparable de cada uno, promoviendo la invención por fuera de las normas. Se sitúa fuera de la norma que valdría para todos, fuera de las normas constantemente multiplicadas. Acompaña al sujeto para encontrar su marca singular, reprimida, el golpe significante del Otro que lo ha atravesado, traumatizado, a fin de que pueda desentrañarse el síntoma del que padece.

El psicoanálisis ofrece este espacio y un vínculo inédito a medida, que apuesta por el encuentro de los cuerpos hablantes: la transferencia.

¿Cómo la práctica del psicoanálisis, su orientación en las instituciones variadas del campo médico psicosocial permite dar lugar al caso por caso, a la invención, a lo único, a la singularidad, a lo incomparable de cada uno? Es lo que el 4º Congreso de la Eurofederación de Psicoanálisis, Pipol 8, nos permitirá explorar.

(Extraído del Argumento para PIPOL 8 por Patricia Bosquin-Caroz)

 

EJES TEMÁTICOS

1.- La transferencia: el encuentro de los cuerpos hablantes

2.- El reinado del Uno: normas, evaluación, contabilidad

3.- La invención de lo particular - Más allá de las normas

4.- Lo que excede a la norma

En la actividad “Hacia PIPOL 8” vamos a trabajar sobre el tema del 4º Congreso Europeo de Psicoanálisis: “La clínica fuera de las normas” alrededor de 4 ejes temáticos que hemos extraído del argumento de presentación realizado por Patricia Bosquin- Caroz.

Intentaremos dar cuenta de cómo la práctica del psicoanálisis, su orientación en las instituciones variadas del campo médico psicosocial permite dar lugar al caso por caso, a la invención, a lo único, a la singularidad, a lo incomparable de cada uno.

Cada encuentro estará dedicado a un eje temático.

 

Responsables: Begoña Isasi, Luis Fermín Orueta, Elena Usobiaga

 

LO QUE EXCEDE A LA NORMA: Lo imposible del goce infinito

La normativización edípica orientaba las identificaciones sexuales y repartía los modos de goce del lado del hombre y del lado de la mujer, no sin un resto inasimilable. Pero “la norma que gobernaba secretamente el psicoanálisis, que era precisamente la norma de la relación sexual” se ha pulverizado con el declive de la ley del padre y del significante amo. Es allí donde se inscribe la fórmula de Lacan: “No hay relación sexual”, que Jacques- Alain Miller completa con otra: “Solo hay el goce”. Este no se calcula. “El goce está siempre, ya sea en exceso, ya sea en falta”, incalculable, no negativizable, sin medida. Hace lo que le da la gana y desconoce la media estadística. Lacan, en su “Alocución sobre las psicosis infantiles”, decía que “toda formación humana tiene por esencia, y no por accidente el refrenar el goce”. Pero el hecho de refrenar el goce es incesante. La ley del Nombre del Padre que le permitía condescender al deseo ya no es válida a la hora del “ascenso al cénit del objeto a”. A la pluralización de los modos de gozar que da forma al goce indecible, responde la multiplicación de normas, intentando clasificarlos, ordenarlos. Pero el goce no se canaliza, no llega a cifrarse y a entrar en las buenas casillas, plegándose a los protocolos sanitarios, a sus directrices. La multiplicación de las normas fracasa frente a lo real de cada uno. El mundo de las normas, el mundo ilimitado de las regulaciones se debilita frente a lo imposible del goce infinito.


Lacan decía que lo que es rechazado de lo simbólico retorna en lo real. En efecto, el goce hace más que nunca irrupción bajo sus formas más variadas y más mortíferas.
La práctica analítica apuesta por el encuentro encarnado con un psicoanalista para hacer advenir, al contrario que con las estadísticas, la incomparable letra íntima del parlêtre.

 

22 de Junio de 2017 a las 20 horas

con la participación de
Sagrario García
Iratxe Redondo
Cosme Sánchez
Iñaki Viar
Moderan: Begoña Isasi y Elena Usobiaga

 

 


 

logo sede bilbao lzo 

 

 

Localización Local Sede de Bilbao de la ELP | C/ Lutxana 4, 3º izda 48008 Bilbao